Suelta de palomas récord desde el autódromo de Santa Rosa

En una mañana cálida, sin viento, unas 20 mil palomas participaron de la suelta «Premio Santa Rosa 2020» que se realizó desde el Autódromo Provincia de La Pampa, enclavado a escasos kilómetros de la ciudad de Toay, organizada como desde hace 13 años por el Circuito Interior Pergamino (CIP), perteneciente a la Sociedad Colombófila Paloma Mensajera de esa ciudad bonaerense, con la fiscalización de la Federación Argentina de este deporte y el apoyo de La Mensajera Pampeana de Santa Rosa.
La suelta, que en esta ocasión contó con la colaboración de la Subsecretaría de Deportes del Gobierno de esta provincia, marcó un nuevo récord nacional. En el país, nunca antes se había registrado una largada con tantas mensajeras, con la participación de alrededor de 600 palomares de las zonas de Pergamino y Balcarce, que disputaron la competencia de colombofilia en diferentes categorías.
Fue un espectáculo electrizante e inolvidable sentir en medio del silencio el aleteo de 20 mil palomas, que fueron soltadas desde cuatro camiones para tomar vuelo y emprender el regreso hacia sus palomares, en una jornada histórica para esta disciplina, que tiene una gran tradición en las distintas regiones de la Argentina.
La suelta, bajo los protocolos sanitarios por la pandemia del coronavirus, se produjo a las 6.45. La victoria quedó para el palomar del porteño Alejandro Vigil, con una hembra 2019 que llegó a destino a las 14h37m31s, recorriendo los 579 kilómetros a un promedio de 73 kilómetros por hora.
«El hecho de que este año es atípico, con pocas competencias por el Covid, en esta edición del Premio Santa Rosa también se sumaron palomares que pertenecen a la Unión Colombófila Platense», explicó el dirigente pampeano Miguel Angel Pérez y socio de la Federación Colombófila Argentina.
«Fue una verdadera fiesta. Nos tocó un día espectacular para la suelta que quedará en la historia por el número de palomas que largaron», dijo ayer en un breve diálogo con LA CHUECA Osvaldo Molins, dirigente del CIP, quien coordinado toda la organización.
Tanto Molins como Pérez destacaron de sobremanera la colaboración de la subsecretaría de Deportes de La Pampa. «Nos pidieron que respetar los protocolos por el coronavirus, y a su vez buscaron la manera de facilitarnos un lugar extraordinario como es el autódromo para la suelta. Queremos agradecer al subsecretario Ceferino Almudévar».
Molins, además, le agradeció al pampeano Pérez, que «otra vez nos dio una gran mano para que pudiéramos realizar la suelta.

Fuente: Diario La Arena

COMPARTIR